viernes, 11 de julio de 2008

La Mujer De La Limpieza


Durante el segundo mes en el colegio de primaria, nuestro profesor nos dio un test. Yo era un alumno concienzudo y rápidamente conteste a todas las preguntas, hasta que leí la última: ¿Cómo se llama la mujer que limpia el colegio? Seguramente era una broma. Había visto la mujer de la limpieza en varias ocasiones. Era alta, con el pelo moreno, cincuentona, ¿pero como iba a saber su nombre? Entregué la hoja, dejando la última pregunta sin contestar. Antes del fin de la clase, un alumno preguntó si se contaba la última pregunta en la nota final del test. - Por supuesto que sí.- dijo el profesor – En vuestras vidas profesionales conoceréis a muchas personas. Todas son importantes. Merecen vuestra atención ypreocupación, aun si solo les sonreís y decís Hola`.-Nunca he olvidado aquella lección. También aprendí que se llamaba Dorotea.
Buen fin de semana!
Besos con aroma a petalos de rosas!

28 comentarios:

Alexia dijo...

Hola Amiga! como has estado?? hace rato no te veo!!!

La verdad que muy buena la reflexion que has puesto, todas las personas son importantes, a veces prejuzgamos sin conocer al otro y tal vez estamos dejando de lado a una excelente y maravillosa persona!

muy buena!!
alex

fabi dijo...

Que gran verdad en este cuento, Annabelle!!!!!
Son los detalles lo que hacen que no se olvidamos nunca de quien somos...

Un grande abrazo para ti, y tambièn buena semana que va llegando....

Besos da Fabi

Belén dijo...

jajajaja! y la de gente que no sabes ni su trabajo que están siempre por detrás?

esos si que valen, si señor :)

besicos

Sombras en el corazón dijo...

Una buena lección, desde luego. Nos podemos aplicar el cuento en muchos momentos de la vida.

Un abrazo

hawwah dijo...

me ha encantado este post, annabelle...esa lección es seguramente una de las más importantes que aprender: el interés genuino por TODAS las personas...

un beso y gracias por tu felicitación:)

Akane dijo...

Hola dulce escribí un mensaje y desapareció que raro,pues te decía eso que para mí,tanto valor tiene una chica que cuida niños y limpia,como la marquesa de pompidour,como cualquier persona,me gustan las personas sencillas,naturales y con valores,las que a veces anonimamente ves por las calles y cruzáis sonrisa sin conoceros,y como no a las mamas,besos dulce.

Jazmin dijo...

Hola Annabelle estas bien!!! te envie un correo y un premio te mando un besote y q todo vaya bien besos

Perséfone dijo...

Jejeje Me encantó esta historia y la sento muy cercana.

La mujer que limpiaba nuestro colegio justamente era la mamá de uno de mis compañeros de clase. El pobre tenía que aguantar cada día risas y burlas por este motivo. Pero lo que no sabía es que había niños que también le envidiabamos ¡Porque le podía estar en el cole y con su mamá! Que como se le echaba de menos allí...

La lección que nos presentas hoy es muy humana y realmente importante.

Muchas gracias.

Me alegra muchísimo tenerte de vuelta cielo.

Un abrazo.

Shanty dijo...

Pues que razón tenía el profesor. Aprender a vivir humanitariamente es la mejor huella que nos pueden dejar.
Te dejo un abrazo,
Shanty

María dijo...

Hola guapísima, estoy encantada de volver a saber de nuevo de tí, y qué buena reflexión nos dejas con este post, para darnos cuenta de que todas las personas son importantes, sea la clase de profesión que se tenga, no debemos medir a las personas por categorías ni clases, todas somos humanas, todas tenemos sentimientos, todas somos personas.

Te deseo un feliz día y te mando un abrazo muy fuerte.

Damalis dijo...

Muy buena la experiencia que tuviste y que valioso que la hayas compartido pues a todos nos sirve para tenerla en cuenta en la vida.
Gracias por pasar por mi blog.
Buena vida!
Damalis

MATHIAS dijo...

Increíble lo que escribiste.
Son de esos enseñacuentos que... o te lagrimean los ojos.. o te eriza la piel.. o quién sabe cuantas sensaciones más.

Soy nuevo en este mundo del Blog... lo que me pareció extraño es por qué tenés escrito que está por terminar tu carrera como contrabajista y estuve mirando tu perfil; tenés 25 años.

Te gsuta el tango. Te quiero decir que el músico que para mí, es la sublemacía más grande que ha existido, es Wolfgang Amadeus Mozart.

Un gran saludo. Felicidad!

Mathias

La Gata Coqueta dijo...

Eso si es una educación muy productiva, porque en la vida todo el mundo es importante y necesario ocupe el cargo que ocupe, y no hay que menospreciarlo si es de bajo estatus social.

Un post muy entretenido, que teniamos que enviar a muchos a ese profesor tuyo a que les dieran clases de ética, para que no menospreciaran a algún prójomo, seguro que se sentirian mejor.

Me estoy enrollando y no queria.
Recife un caluroso y afectuoso abrazo.

Sergio dijo...

Creo que tiene razón, todos los seres somos igualmente importantes, aunque a veces o muchas veces no lo veamos así.

saludos annabelle.

Sibyla dijo...

Me ha encantado esta lección Annabelle!

Tu profesor era un hombre sabio, sin duda...

Me gusta tu blog!

Hasta pronto, un abrazo:)

LlunA dijo...

Siempre tan increibles tus historias!

Todos somos importantes, todo es importante...hay que tener los ojos bien abiertos!
;)

meirlauquen dijo...

De algunas personas , importantes para mí en algún instante , no supe su nombre ,pero retengo una mirada ,un olor , una actitud engarzada en una sonrisa .

Meir

cibercuoca dijo...

Hola Annabell, muy buen relato, es verdad, todas las personas son importantes, cumplen una función en nuestra vida, espero que andes buen. Un beso

el ruso dijo...

Hola Annabelle, como siempre muy buen post...para reflexionar
Yo no se si es por tanto tiempo transcurrido en este mundo ( mi edad )pero cada vez me cuesta más retener los nombres !!!!

Que bueno que ya en la primaria les enzeñaran tan buenas cosas...
que sigas bien y cuenta un poco como sigue lo de la piedra...
besos desde lejos fisicamente, pero cerca con el corazón.

Maria Jesús dijo...

Por supuesto, la mujer de la limpieza es un elemento que forma parte de la organización y por tanto merece nuestra atención y respeto. Es una compañera más. Resulta muy humano por tu parte destacar su rol. Besos

Sureña dijo...

Y además es una gran lección... que no somos más que nadie y todos importan...

Besicos

Sabrina Isabel dijo...

Siempre tan especiales tus lecciones!!!Un cariño muy grande y un beso enorme amiga!!!!!te deje un mensaje y no se si llego por eso aca estoy otra vez!!!!

Javi dijo...

Siempre queremos imitar a los más poderosos, los más populares, los más ricos, los más... incluso ser conocidos de..., pero muchas veces nos olvidamos la humildad en el bolsillo trasero del pantalón y a los que son nuestros iguales los despreciamos o, incluso peor, los ignoramos. Es triste pero cierto. La educación que te han dado en ese sentido Anna es estupenda y así eres tu humilde y sincera. Por eso te leo.
Un beso.

Enredada dijo...

la simpleza, las cosas que jamás tendríamos que dejar de saber y menos, olvidar...

Alive dijo...

A mi casi siempre me pasa al revés..
me se el nombre de los k limpian...de los que están a mi nivel..(para entendernos)..
y se me olvidan o no se,los de los altos cargos,jajajajaja
Ya había leido este cuento pero..me sigue pareciendo que tiene una moraleja genial siempre!
Besos

Carlota dijo...

Me encantó esta historia, qué gran verdad, nunca es tarde para aprender, y todos somos piezas del mismo engranaje, no cabe duda. Un abrazo!

Andrea y Pierre dijo...

Cuando uno encuentra profesores de vida de esta calidad: es imposible no emocionarse.
que estes bien
ojala que estes bien

besos!
andrea

HUGO dijo...

Hola no se como paré aquí, pero la verdad es un gran descubrimiento.